¿Qué es un yate?

Los yates son embarcaciones utilizadas principalmente para la recreación, particularmente el deporte y ocio. La palabra proviene originalmente del holandés jacht, que significa utilizar algo para cazar, cuyo nombre se debe a su antiguo uso para combatir y perseguir criminales, especialmente piratas. Su uso como una embarcación para la recreación, sin embargo, no es exactamente moderna: fue popularizada a mediados del siglo XV.

Tipos de yates

Los yates pueden dividirse en dos grupos principales: yates de motor y yates de vela. Ambos grupos comparten 4 tipos:

A) Yates de navegación diurna: Se caracterizan por no tener cabina y ser generalmente pequeños, pues están diseñados para el uso durante el día.

B) Yates de fin de semana o domingueros: Son un poco más grandes que los anteriores, y se caracterizan por tener una cabina simple, cocina y plomería básica.

C) Yates crucero o simplemente cruceros: Son los yates más comunes en el uso privado, pues están diseñados especialmente para permitir vivir a bordo por un periodo extenso.

D) Yates de lujo. Suelen ser de mayor tamaño que los anteriores, con un claro enfoque en instalaciones espaciosas, sofisticadas y lujosas.

Mientras tanto, los yates de motor tienen también el tipo:

E) Yate de pesca deportiva: Este yate tiene alojamiento para vivir en él, así como para el equipo de pesca deportiva.

Los yates de vela, por su parte, también tienen un tipo específico:

F) Yates de carreras: Estos yates están diseñados especialmente para las carreras, por lo que suele optimizarse el desempeño y velocidad sobre la comodidad o el espacio. En muchos casos, estos botes tienen motor, pero dichos motores no se utilizan en las carreras y se reservan para emergencias.

Finalmente, cabe destacar que existen los yates de alquiler, que no son necesariamente un tipo en sí mismo, sino por el hecho de que se trata de un negocio de renta, y el uso específico, viaje, carreras, entre otros, es decisión del usuario.