Reglamento de Regatas

Rumbo Debido

por Juan Carlos Soneyra

Una visión esclarecedora del Proper Course en situaciones de Compromiso entre dos Yates, antes de la Partida y en la Cancha de Regatas.

    Hay términos del léxico náutico que si bien representan palabras extrañas para el común de los mortales, babor y estribor, buenas y malas, barlovento y sotavento, son de arraigado sentido en la mente de los competidores. Sin embargo hay un concepto: Rumbo Debido, que por variable y caprichoso, no siempre es lo que parece ser.

    Durante muchos años el Rumbo Debido estuvo ligado al Palo al Través, pero cuando quitaron el palo, allá por el 97, muchos participantes quedaron desguarnecidos, como corderos guachos sin mama donde prenderse.

    Por un tiempo también se lo conoció oficialmente como Rumbo Adecuado.
Rumbo Debido es el rumbo que navegaría un barco para llegar lo antes posible en ausencia de otros barcos.

    Queda claro que no es ningún rumbo en particular y menos aún el rumbo directo a la marca y puede depender mucho del tipo de embarcación, del velamen que porta, del estado del mar, de la fuerza del aire y de mil motivos más que no expreso por temor a la tijera.

    Piense en su barco. Imagine orzando con viento fuerte, el Rumbo Debido estará un poco más pinchado que lo habitual para evitar la escora excesiva; con viento flojo lo llevará un tanto más derivado; subiendo la ola orzará; cuando baje la ola derivará. En las popas no pondrá rumbo directo a la marca en empopada total porque su curva de predicción de velocidad le dice que por la aleta es donde mejor rinde. Derivará en las barrenadas, para aprovechar el agua sobre el casco y para acercarse a la marca. Orzará en las calmas o finalizando la barrenada.

    Si acaso usara el asimétrico su Rumbo Debido será más orzado que el de aquellos que portan spi.

    Si al frente hay un banco o un bajío podrá orzar para evitarlo. Si ve viento a barlovento, podrá ir por él para salir de esta calma.

    Como queda dicho el Rumbo Debido son todos y cada uno de ellos.

Rumbo Debido y las Reglas

    Por definición no existe Rumbo Debido antes de la señal de partida, es lógico, nadie puede pretender que haga rumbo para terminar el recorrido si todavía no se dio la señal de partida. Es prematuro existir antes del tiempo para el nacimiento.

    El Rumbo Debido se menciona por vez primera en la regla 17.
La regla 17.1 dice: "Si un barco queda comprometido a sotavento de otro dentro de una distancia de dos de sus esloras de casco del barco de barlovento, no navegará más orzado que su Rumbo Debido mientras permanezcan comprometidos dentro de esa distancia, a menos que al hacerlo pase prontamente por la popa del otro barco".

    Nótese que el yate de barlovento ni se ha mosqueado. Su obligación es mantenerse separado y no entra en vigor hasta tanto el compromiso no se haya establecido, desde ese momento recibirá espacio para mantenerse separado y es su obligación hacerlo.

    Los derechos de orzar para proteger el aire limpio que supo conseguir son para los barcos claros a proa o para los barcos de sotavento que son sobrepasados por barlovento y no para los yates que viniendo de atrás establecen un compromiso por sotavento y dentro de las dos esloras. Ellos están limitados a navegar su Rumbo Debido.

    El yate de sotavento que vino desde atrás al compromiso cercano deberá separarse más de dos de sus esloras lateralmente antes de tener derecho a orzar por encima del Rumbo Debido. Una vez separado más de dos de sus esloras podrá orzar para pasar por la proa, pasar por la popa o apretar al yate de barlovento obligándolo a navegar más orzado y hasta proa al viento, dando siempre espacio para que el otro responda.

Antes de la Partida

    Antes de la partida no existe Rumbo Debido de modo que quien venga de atrás y establezca un compromiso a sotavento se convierte desde ese momento en yate de sotavento y tendrá derecho a cambiar de rumbo hasta proa al viento, dando al yate de barlovento espacio para mantenerse separado.

    Señal de Alarma: Lo que sigue es muy importante. Los compromisos tienen MEMORIA, un compromiso que se estableció antes de la partida desde claro atrás y dentro de las dos esloras le permite al yate de sotavento orzar hasta proa al viento y hacer que el yate de barlovento responda, pero si en algún momento durante ese compromiso sonara la señal de partida entrará en vigor la regla 17.1 y obligará al yate de sotavento a volver de inmediato al Rumbo Debido. Si acaso el compromiso fuera establecido por cualquier otro método, rumbos convergentes, comprometidos por afuera de las dos esloras o por virada o trasluchada del yate de sotavento o de barlovento la señal de partida no tiene ninguna motivación para el yate de sotavento que puede quedar en ese rumbo o en el que desee incluyendo proa al viento por el tiempo que estime conveniente. Esta es una ventaja táctica poderosísima y poco conocida que causa estragos en la partida en beneficio del yate de sotavento.

Derivando

    La regla 17.2 tiene relación con la otra maniobra que se corresponde con el Rumbo Debido, derivar. Excepto en una bordejeada a barlovento, mientras un barco esté a menos de dos de sus esloras de casco de un barco de sotavento o de un barco claro a popa que está haciendo un rumbo para pasar a sotavento de él, no navegara más derivado que su Rumbo Debido, salvo que trasluche.

    Esto indica que es lícito derivar en una bordejeada para mandar aire sucio sobre el velamen de un adversario que ataca por sotavento pero eso no es posible hacerlo navegando en condición de escotas filadas como para impedir el avance del otro competidor por sotavento.

Rumbo Debido y las Lay-Lines

    Si llegan a la lay line en una bordejeada el barco de sotavento, yate con derecho de paso, estará siempre del lado más alejado de la marca. Va a querer virar por avante para dar la marca y no lo podrá hacer por la presencia del yate de barlovento que controla tácticamente la posición. Al pasar la lay line, poco importa si el yate de sotavento estableció el compromiso desde atrás y dentro de las dos esloras (limitado a navegar su Rumbo Debido) o de otra forma lo cierto es que el Rumbo Debido es en la otra bordada o por lo menos proa al viento, para no seguir alejándose de la marca, de modo que tiene derecho a orzar más allá de su rumbo de ceñida y hasta proa al viento. Si el otro no responde la orzada, deberá detenerla y volver al rumbo anterior pues lo restringe su obligación de evitar el contacto, según manda la regla 14 - Evitar el Contacto, pero quedará habilitado para protestar porque el yate de barlovento infringió la regla 11 - En el Mismo Borde - Comprometidos.

    Para mayor abundamiento pueden remitirse al Call Book for Match Racing 2001-2004 y consultar Call Ump 17, que es factible bajarlo del sitio www.isaf.org.

    Cuando se trata de las lay lines de la marca de sotavento la posición relativa se invierte y el yate que controla la situación táctica es el yate de sotavento que es yate con derecho de paso.

    Ahora bien, si el yate de sotavento fue alcanzado por barlovento o llegaron a esa situación de compromiso por rumbos convergentes, virada o trasluchada, podrá llevar de paseo al yate de barlovento a donde le plazca siempre y cuando se mantenga separado de la marca de sotavento por una distancia superior a las dos esloras, que es la distancia donde comienza a reinar la regla 18 - Pasar Marcas y Obstáculos. En cambio, si el compromiso fue establecido por el yate de sotavento desde claro a popa y dentro de las dos esloras, devenido en yate con derecho de paso, estará limitado por la regla 17.1 a no navegar más orzado que su Rumbo Debido, de modo que tan pronto llegue a la lay line deberá trasluchar para asumir ese Rumbo Debido y no podrá navegar más orzado, so pena de ser protestado por vulnerar la mencionada regla. Ver Call Ump 19 en la publicación mencionada más arriba.

    Con esto espero quede claro el concepto y quien aún mantenga dudas o tenga preguntas con relación a este u otros temas reglamentarios podrá mandar su mensaje al Foro del Reglamento de Regatas que modero en este sitio.

    ¡Hasta la próxima!

Juan Carlos Soneyra
25 de Julio de 2003

Publique sus comentarios o preguntas en el Foro de Reglamento de Regatas.

Auspicia a Navigare:

 

Copyright © 2001- 2011 Navigare.com.ar
 Última actualización de esta página:   Domingo 18 de Diciembre de 2011 21:37hs.